DIY Pamela gris con lazo

¡Hay que ver!, empieza a hacer buen tiempo y no podemos pensar más que en la playa o en ir a tomar cervecitas y tintos de verano a las terrazas.

A mí también me dan ganas de estar en el sur, como mami fi, comer pescaíto frito y dar paseos al atardecer… pero la época estival todavía no ha llegado, así que tendremos que teletransportarnos mentalmente y continuar con nuestros quehaceres por la capital.

Mientras tanto, yo me voy preparando para los días de sol y la brisa marina. Como soy de color blanco nuclear, siempre ando buscando soluciones para no achicharrarme.Todavía no estoy al nivel de las japonesas y me da un poco de vergüenza salir a la calle con una sombrilla o un paraguas, así que he decidido hacerme con un sombrero. Sé que no es lo mismo, pero algo, es algo.

Ya os comenté mi paranoia con los sombreros antes de atreverme con el maxi-canotier que me puse en la boda de Sara, pero una vez superados mis complejos, ahora sueño con tener de todos los modelos existentes.

Tenía muchas ganas de hacerme uno con lazo y probar si eran tan cómodos como parecían en las mil fotos de instagram que he ido guardando en los últimos meses. Volví a unir fuerzas con Masario para customizar una de sus pamelas añadiéndole este sutil detalle que la cambia por completo. Seguid leyendo porque vais a ver que más fácil, imposible.

Materiales pamela con lazo

1 Lo ideal es comprar unos ojetes que vengan con todas las piezas y herramientas necesarias.

2. Hacemos un agujero en el lateral y lo más próximo a la copa que nos sea posible. Después ponemos el ojete siguiendo las instrucciones del packaging.

3. Nos quedará así

4. Introducimos el lazo por el ojete.

Y pamela con lazo terminada. Ya os he dicho que era extremadamente fácil 🙂

Ahora toca ir a la playa y comprobar su practicidad. Este modelo está diseñado para utilizar con una diadema o goma, por lo que es un poco más incómodo que el maxi-canotier. Pero este verano voy a poner mi nueva pamela a prueba y ya os cuento qué tal.

Esta idea la podéis aplicar a cualquier sombrero, así que haceros con un martillo, un set de ojetes y unos lazos. Ya me contaréis si os habéis lanzado 🙂

2 Comments
  • itziar

    1 mayo, 2018 at 19:07 Responder

    No conocía esos remaches, con esa pieza de plastico, tiene pinta de que es facil que salga bien a la primera…

    Yo soy adicta a los sombreros desde mi segundo embarazo, me salieron manchas en la cara, ahora ya no están pero solo las puedo mantener a raya huyendo del sol. Así que tengo colección de sombreros de paja, de paño y viseras. Y mucha crema!
    Me encanta tu propuesta

    • koral

      3 mayo, 2018 at 10:54 Responder

      Mil gracias, Itziar. Yo tengo las típicas tenazas para poner remaches pero siempre me salen mal y con esta pieza de plástico que venía dentro del pack de los propios ojetes, salió perfecto a la primera, así que es muy recomendable 🙂

Post a Comment